Tecnologías interactivas integradas en “Espacio Joven 360º”

Autor de la reseña: Gabriel Neila (@gabineila)
Alcalingua-Universidad de Alcalá / Blog De ELE

La enseñanza de español a adolescentes es un ámbito de trabajo complejo, puesto que se trata de un contexto muy marcado con una tipología de alumnos que tienen unos intereses muy particulares. En la actualidad, muchos profesores de ELE se ven inmersos en este tipo de clases y necesitan conocer las herramientas que deben utilizar y las estrategias de aprendizaje más usuales en los alumnos de esta edad. Por este motivo, los profesores de ELE que traten con estos estudiantes deberían recordar los tres principios que enunció Pisonero (2004) al respecto de las características de este tipo de clases, y que parafraseamos a continuación:

  • La programación de contenidos en este tipo de clases debe tener en cuenta las características e intereses de los alumnos, prestando atención a las situaciones de comunicación más importantes, según sus necesidades.
  • La lengua, en las clases con adolescentes, no debe ser un objetivo final en sí misma, puesto que estos alumnos no están familiarizados con el metalenguaje, sino que deben ser capaces de comunicarse adecuadamente en la lengua objeto de estudio.
  • Las actividades que se trabajen con adolescentes deben ser variadas, motivadoras y significativas. También deben prestar atención a los diferentes tipos de aprendizaje que haya en la clase, facilitando al profesor la moderación del proceso de adquisición de la lengua, para que vaya surgiendo un vínculo entre los estudiantes que posibilite la interacción.

A estos tres conceptos cabría unir también la importancia de la motivación a la hora de enseñar lenguas a los adolescentes de hoy en día. Recordemos que, según el Diccionario de términos clave del Centro Virtual Cervantes, la motivación “consiste en el conjunto de razones que impulsan a una persona a aprender una nueva lengua”. Por esta razón, y ya que los jóvenes y los adolescentes del siglo XXI son estudiantes en cuya realidad ya habitan las nuevas tecnologías de forma habitual, la aparición en el mercado del manual Espacio Joven 360º B1.2 de la editorial Edinumen ofrece a los profesores de ELE un amplio abanico de posibilidades para incluir las TIC dentro de sus actividades de aula. Asimismo, este manual nos proporcionará a los profesores elementos suficientes para llevar a cabo una enseñanza a través del modelo pedagógico Flipped Classroom, que hoy está tan en boga. Pasemos a analizar las características más importantes de este manual, en cuanto a las TIC se refiere, y entenderán mejor estas opiniones que acabo de exponer.

Gran parte de los recursos TIC que se incluyen en este manual están accesibles a través de la extensión digital y de la Eleteca 4.0, que se alojan en la página web de la editorial, y a la cual podremos acceder a través de una contraseña que encontraremos en las primeras páginas. Allí podremos participar de una pequeña aula virtual, en la que el profesor podrá administrar su clase mediante un sistema informático, calificar a sus estudiantes e, incluso, podrá generar exámenes para mantener una evaluación sistemática sobre el alcance y la fiabilidad de estos recursos TIC. Llama también la atención las opciones del chat entre alumnos y los mensajes, que pueden mantener interrelacionados entre sí a los miembros del grupo que utilicen este manual.

Aspecto de Espacio Joven 360º en la Eleteca 4.0
Aspecto de Espacio Joven 360º en la Eleteca 4.0
Interfaz de Espacio Joven 360º en la Eleteca 4.0
Interfaz de Espacio Joven 360º en la Eleteca 4.0

No obstante, si analizamos más en profundidad las posibilidades que nos ofrece Espacio Joven 360º B1.2 para integrar las TIC en nuestra clase, vamos a encontrar varios asuntos de interés. Ya desde las primeras páginas del manual, se nos clasifica dentro de cinco grupos el conjunto de actividades TIC que podemos utilizar. Se trata de las secciones «Actividades interactivas», «Sesión de cine», «Videogramas», «Actividades colaborativas» y «Spanish.org». Cada una de ellas se va integrando, a lo largo de las ocho partes en la que se divide el manual, de una forma muy clara con llamadas de atención presentes en la mayoría de las lecciones. Por este motivo, creo que están destinadas a facilitarle la labor al profesor, a la hora de presentar otro tipo de actividades, más motivadoras y contextualizadas, para sumar a las secuencias didácticas del manual.

En cuanto al primer grupo, denominado como «Actividades interactivas», se pueden encontrar una serie de pequeñas “píldoras lingüísticas”, mediante las cuales se pueden repasar los contenidos de la lección que se esté trabajando, o incluso se pueden trabajar en casa para que el alumno llegue a la clase con algo de información sobre lo que necesita saber. Por esta razón, son perfectas para llevar a cabo una clase mediante el modelo Flipped Classroom, puesto que la misma plataforma que aloja estas actividades permite al profesor realizar el seguimiento de cada uno de los alumnos en el resultado de las mismas.

Muestra de actividad interactiva de la Unidad 2 de Espacio Joven 360º B1.2
Muestra de actividad interactiva de la Unidad 2 de Espacio Joven 360º B1.2

Si pasamos al segundo grupo de actividades, denominadas «Sesión de cine», veremos cómo cumplen un papel perfecto dentro del manual. Descubren a los alumnos elementos culturales, a través de fragmentos de películas muy conocidas y que pueden despertar en ellos el interés para aprender español más allá de la clase. Sin duda, estamos ante una de las partes que más me ha llamado la atención, por lo novedoso de la propuesta. Además de servir para la práctica de la comprensión auditiva, también pueden ser utilizadas para otro tipo de destrezas como la expresión escrita u oral. Desde mi punto de vista, lo mejor de esta sección es que la tipología de actividades que se incluyen en el aula virtual y en el propio manual son de tipología diversa y trabajan diferentes estrategias de aprendizaje.

Sección del manual en papel «Sesión de cine» de la Unidad 6
Sección del manual en papel «Sesión de cine» de la Unidad 6

 

Sección de las actividades interactivas de «Sesión de cine» de la Unidad 6
Sección de las actividades interactivas de «Sesión de cine» de la Unidad 6

En el tercer grupo de actividades nos encontraremos con los «Videogramas», que son un recurso perfecto para refrescar y contextualizar explicaciones gramaticales de una manera diferente a la explicitación formal. Las situaciones que plantean son bastante simpáticas y ayudarán al estudiante a comprender los aspectos gramaticales que se cubran en las lecciones. Se puede acceder a ellas a través del aula virtual que proporciona la editorial, y son un elemento muy facilitador para llevar a cabo una clase a través del modelo Flipped Classroom, tanto para comenzar una lección nueva como para repasar contenidos.

Explicación gramatical de «Videogramas» de la Unidad 3
Explicación gramatical de «Videogramas» de la Unidad 3

 

Input resaltado en un contexto comunicativo de «Videogramas» de la Unidad 3
Input resaltado en un contexto comunicativo de «Videogramas» de la Unidad 3

La sección de «Actividades colaborativas» también necesitan de las TIC como elemento imprescindible para llevarlas a cabo. Hablamos de una clase de tareas finales de cada lección en las que los estudiantes tendrán que trabajar en grupos cooperativos por medio de diferentes elementos como wikis o foros. Estas intervenciones deberán ser monitorizadas por parte del profesor a través del aula virtual del manual, en la que se proporcionan todos los recursos necesarios para llevar a cabo estos trabajos.

Extracto de las «Actividades colaborativas» de la Unidad 4
Extracto de las «Actividades colaborativas» de la Unidad 4

Por último, paso a analizar la sección que me parece más innovadora, y que tendrá un éxito más que probable en cualquier clase con adolescentes. Estoy hablando de «Spanish.org». Se trata de un videojuego educativo de carácter narrativo al que se puede acceder a través del aula virtual del manual, y que servirá a los alumnos como repaso de contenidos. La historia involucrará a los estudiantes en una ONG universitaria, y a través de diferentes misiones que se les irán planteando, tendrán la posibilidad de recordar los elementos gramaticales, léxicos y culturales que han ido aprendiendo a lo largo de cada lección.

Fotograma de la Misión 5 de «Spanish.org»
Fotograma de la Misión 5 de «Spanish.org»

 

Fotograma de la Misión 5 de «Spanish.org»
Fotograma de una actividad facilitadora de la Misión 5 de «Spanish.org»

Por todo lo que acabo de exponer, y para ir concluyendo esta reseña, creo que la publicación de Espacio Joven 360º B1.2 es un motivo de celebración para los profesores de ELE que trabajen con adolescentes. Sus secuencias didácticas son ordenadas, diversas y consistentes con lo que el MCER explicita para el nivel B1. Al mismo tiempo, las muestras de lengua, que se pueden analizar a lo largo del manual, son reales y atienden a los intereses que podría tener cualquier adolescente en el mundo: cine, videojuegos,… etc. Por último, las actividades que incluye Espacio Joven 360º B1.2 también son motivadoras, incluyendo las nuevas tecnologías como un recurso más para que nuestros alumnos avancen en su proceso de aprendizaje de la lengua española, y utilizan la gamificación para atender a los intereses de un alumnado ya inmerso en pleno siglo XXI.

Referencias bibliográficas

Centro Virtual Cervantes (2008). Diccionario de términos clave de ELE. Disponible en línea: http://cvc.cervantes.es/ensenanza/biblioteca_ele/diccio_ele/indice.htm

Consejo de Europa (2001). Marco común europeo de referencia para las lenguas: aprendizaje, enseñanza, evaluación. (http://cvc.cervantes.es/obref/marco). Madrid: Ministerio de Educación, Cultura y Deporte – Instituto Cervantes – Editorial Anaya, 2003.

Pisonero, I. (2004). «La enseñanza del español a niños y niñas», en: J. Sánchez Lobato e I. Santos Gargallo, Vademécum para la formación de profesores. Madrid: SGEL, pp.1279-1302.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *